Tema 4: Periodismo radiofónico: los géneros

El ser humano tiene la necesidad de estar informado y el periodismo responde a esta necesidad, teniendo como objetivos informar, comentar los hechos, debatir, orientar y entretener. A las formas diferenciadas de expresar un hecho noticioso, así como sus diferentes enfoques, se les denomina géneros periodísticos. 

Para comprender los géneros radiofónicos es necesario conocer las distintas formas de discursos que emplea otro importante medio de comunicación masiva: la prensa escrita. A partir de las aportaciones de los distintos géneros periodísticos, resulta más sencillo entender los géneros en la radio y sus producciones radiofónicas.

Puedes conocer los géneros en prensa escrita, en el tema Los géneros periodísticos, del Modulo La Prensa.

Por otro lado, el manual de estilo de RTVE diferencia entre los siguientes géneros radiofónicos informativos: la noticia, la crónica, el reportaje, el informe y la entrevista. Asimismo, describe los siguientes géneros de opinión: el debate, la tertulia, el comentario y la encuesta a pie de calle.

GÉNEROS INFORMATIVOS

La noticia

La noticia es la fórmula estrella de transmisión de los contenidos informativos radiofónicos y es, también, la base sobre la que se edifican los principales programas.

RTVE define la noticia como “un hecho novedoso de interés general, difundido sonoramente con inmediatez y claridad, debe responder al qué, quién, cuándo, cómo, dónde y por qué con un lenguaje conciso y sencillo”.

La crónica

La crónica se define como “representación sonora de la realidad en la que el periodista realiza la narración desde el lugar de los hechos, desde donde describe, cuenta y contextualiza los acontecimientos aportando un estilo personal”. 

Es decir, es la narración de un hecho novedoso y de interés general, como al noticia, pero está realizada a pie de calle y desde un punto de vista personal, en la que el periodista contextualiza los acontecimientos.

La crónica es la narración en vivo de un hecho que está sucediendo en el momento de la transmisión. Un ejemplo de crónica son las transmisiones en directo de eventos deportivos.

El profesional de la radio debe planificar muy bien y de forma clara el contenido y la estructura de la presentación, incluso si tiene lugar en el mismo instante en el que se están produciendo los hechos. El informador debe garantizar siempre el rigor de la información, así como la calidad técnica (en la medida de lo posible).

Cabe señalara que la crónica es un género informativo en el que la información se mezcla con la interpretación. En prensa escrita, estos textos están considerados como género interpretativo.

El reportaje

Como la crónica, está considerado un género interpretativo en prensa escrita. El reportaje es un género que se caracteriza por tratar en profundidad un hecho noticioso o de actualidad. Narra y describe hechos de interés, ofreciendo un contexto de interpretación y análisis más amplio, así como la aportación de numerosas fuentes. Dentro de los géneros informativos-interpretativos, el reportaje es el género rey, el más completo.

Es un género flexible y creativo. Su riqueza reside en aportar distintas visiones sobre un asunto determinado. En el reportaje el por qué resulta fundamental: no basta con la exposición de los hechos, hay que encontrarles una explicación.

Con un estilo creativo y especialmente atractivo, ofrece un enfoque original sobre la divulgación de aspectos novedosos de hechos ya conocidos, ofrece detalles reveladores, antecedentes, tiene en cuenta los datos y diferentes argumentos, los testimonios y voces de los protagonistas, los intereses contrapuestos, las consecuencias, las distintas interpretaciones encontradas durante la elaboración del reportaje, aporta encuestas de opinión, así como las conclusiones del periodista. Todos estos elementos se integran a través del montaje, junto con una correcta selección de sonidos.

La emisión de un reportaje se produce cuando ya se han difundido los elementos esenciales de la noticia. Por ese motivo es importante que se cuide su apertura y presentación, para despertar el interés de  unos oyentes que ya conocen los datos algunos datos del hecho.

En la radio existen distintos tipos de reportajes y también diferentes formas de enfocarlos. Su duración dependerá del objetivo reportaje.

El informe

Es la exposición detallada de un tema de actualidad mediante datos recientes (aunque estos pueden ser también retrospectivos o complementarios). Explica de forma neutra el cómo y el por qué, las causas y las consecuencias de los hechos para su mejor comprensión por parte de los oyentes

Es un género que radica en la sencillez. El informador debe ofrecer un informe claro y directo, no debe verter opiniones personales, aunque sí puede recoger testimonios sonoros de personas que, de una u otra manera, son protagonistas de la noticia. Es un género de explicación, una narración lineal que amplía la noticia.

La entrevista

El Manual de estilo de RTVE define la entrevista radiofónica como “el diálogo entre el entrevistador y el entrevistado que se complementa con un conjunto de datos o elementos comunicativos, que reflejan la riqueza expresiva de este medio”. La voz, la entonación, la cadencia, el ambiente o actitudes que se perciben a través del sonido, desempeñan una función determinante tanto en la comprensión como en la interpretación (por parte del oyente) de la entrevista.

Para realizar una entrevista es fundamental conocer ampliamente al entrevistado y la relación que tiene con la información que se busca. Una entrevista puede ser según noticiosa, de opinión o de personalidad.

Con el primer tipo de entrevista, noticiosa, lo que se busca es hacer una noticia de la entrevista, sacar algún dato o alguna opinión que provoque reacciones, que constituya en evento noticioso.

La entrevista de opinión tiene como objetivo conocer la opinión y el criterio de un experto o personaje público sobre un hecho noticioso.

La entrevista de personalidad se centra en el entrevistado para conocer ampliamente su perfil, su vida, su trayectoria.

La entrevista conjunta es lo que se conoce como rueda de prensa, donde un líder de opinión da respuesta a las preguntas e interrogantes de diferentes periodistas o reporteros.

GÉNEROS DE OPINIÓN

El debate

Es un género en el que distintas voces, personajes, aportan puntos de vista diferentes o contrapuestos sobre un tema y su problemática.

El periodista presenta las distintas facetas de un asunto a debate, para trasladar al oyente las distintas posturas y los diferentes argumentos. Por medio de intervenciones breves, basado en criterios de actualidad, garantizando el interés y representatividad.

Desde el punto de vista técnico, se debe asegurar una claridad y calidad óptima en su difusión, que garantice las mismas condiciones de sonido para todos los participantes, incluso si estos intervienen desde distintos puntos geográficos.

La tertulia

La tertulia aporta el análisis y una personalización en los mensajes transmitidos, por lo que resulta esencial contar con un grupo plural de participantes. La tertulia exige una selección plural y equilibrada de los mismos. La tertulia tiene un indudable peso en la formación de la opinión pública.

El moderador debe garantizar la intervención de cada uno de ellos, que a su vez deben escuchar, dialogar, asentir o discrepar.  Es necesario contar con tertulianos que posean un amplio conocimiento de todos los ámbitos de la actualidad y la destreza para ofrecer argumentos con rigor.

El moderador debe, a su vez, controlar el desarrollo de la propia tertulia, ocuparse de centrar la discusión sobre temas realmente relevantes para el interés general. Debe evitar las intervenciones demasiado largas y controlar, por ejemplo, que no se den faltas de respeto por parte de los participantes. El moderador debe exigir a los tertulianos explicaciones en profundidad sobre sus afirmaciones y reclamar tanto responsabilidades como rectificaciones, si atentan contra los derechos de otras personas.

El comentario

El comentario es la interpretación que se hace de la noticia. El comentario se presenta en forma de monólogo breve sin otro complemento sonoro que el texto elaborado por el propio comentarista. Es una interpretación valorativa sobre la actualidad.

Se debe dar a conocer siempre la autoría del comentario, y se debe aclarar que responde única y exclusivamente a la opinión y punto de vista del comentarista.

El comentario exige un gran dominio del tema, destreza para reconocer las noticias de relevancia para el público y capacidad de análisis.

La encuesta a pie de calle

Se utilizan cuando se quiere tomar el pulso a la opinión pública sobre algún tema de actualidad. A diferencia de los sondeos (que normalmente son encargados por empresas o instituciones, en ese caso hay que citarlas), las encuestas a pie de calle carecen de valor estadístico en sí. Por tanto, se incluirán en los programas radiofónicos sin extraer demasiadas conclusiones.

Las preguntas serán sencillas, de fácil comprensión, sin que contengan de manera implícita la respuesta. El enunciado debe ser lo suficientemente abierto para que las personas encuestadas expresen su opinión, de esta forma se obtendrán respuestas significativas e interesantes.

Aunque la encuesta carezca de valor estadístico, el profesional procurará tomar una muestra de entrevistados forme parte del público objeto de estudio.

Salvo en casos muy excepcionales (como la demostración de prácticas delictivas que afectan al interés público), no deben usarse micrófonos ocultos ni grabar por teléfono sin previo aviso.